A la madre del poeta

Madre:

¿Sabes? No te amo más porque te escribo
pero, acaso, pueda hacerlo mejor
que sabemos que no es fuego menor
el que sin verse, siempre está en lo vivo

Lamento ser este hijo fugitivo
de airado expresionismo sin color
lamento, madre, pagarle a tu amor
infinito, con gesto tan cativo,

pero si escribir es solo un destino,
como pueda serlo amar o sufrir,
puedes dar todo esto, madre, por cierto:

que amarte como te amo aligera mi camino,
que el dolor merece, al fin, la pena de vivir,
que no me doy por vencido, ¡ni muerto!…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s